limpiar impresora

¿Por qué mi PC blanca se vuelve amarilla? Cómo puedo solucionarlo?

En casi todos los casos, las más viejas computadoras, monitores, impresoras y demás objetos similares, con el paso de los años van modificando su color beige, casi blanco, o gris en un tono más bien amarillento, con lo cual el plástico de las carcasas muestra un aspecto más emparentado con el desgaste y también con el descuido.

Si bien durante mucho tiempo se creyó que el aspecto amarillento estaba relacionado al humo del cigarrillo, es decir que sólo les sucedía a los fumadores que gozaban de su vicio cerca de la computadora, lo cierto es que el tiempo demostró que en general esto se produce debido a la exposición que el elemento ha tenido durante largo períodos de tiempo al calor, a la humedad, a la luz, a los rayos ultravioleta e incluso al oxígeno en el ambiente.

Limpiar computadora amarillenta

En la mayoría de los casos la principal causa es la exposición a los rayos UV, lo cual no significa que el equipo haya estado bajo el sol de forma directa, sino que lo han afectado también las luces de los tubos fluorescentes, el reflejo del sol que entra por la ventana y demás fuentes lumínicas.

Limpiar computadora amarillenta

Esta luz incide de manera directa en el químico utilizado en este tipo de artefactos para que se vuelvan ignífugos, y provoca a la larga la aparición del color amarillento, contra el cual parece que nada podemos hacer.

No obstante, lo cierto es que podemos realizar una limpieza que nos permita eliminar el color amarillento de una computadora, un monitor, una impresora o cualquier artefacto similar, y luego tomar ciertos recaudos para que no vuelva a aparecer.

Existen diversos métodos para eliminar el color amarillo de una superficie, como por ejemplo lijar la misma utilizando un papel de lija muy fino o una esponja ultrafina para superficies delicadas. Sin embargo, esto sólo funciona en los casos en que el color amarillento no haya penetrado demasiado profundo en el plástico.

Limpiar computadora amarillenta

Una excelente opción es utilizar un método químico, a través de la aplicación de blanqueadores no corrosivos que permitan atacar las moléculas amarillentas en el plástico, incluso de forma profunda, y restaurar el color. Este es el mejor procedimiento para los equipos más viejos.

Cuando hayamos conseguido restaurar el color del equipo, independientemente de la técnica que hayamos utilizado para lograrlo, deberíamos a partir de ese momento comenzar a tomar recaudos especiales para que el color amarillento no vuelva a aparecer.

Limpiar computadora amarillenta

Para ello, una muy buena opción es comenzar a cubrir el equipo con una funda protectora UV cuando no se utiliza, o bien aplicar sobre la superficie una cobertura protectora de UV transparente y de tipo mate.

De lo contrario, veremos que con el paso del tiempo el proceso de coloración amarillenta comenzará a producirse nuevamente sobre la superficie del artefacto, y deberemos repetir el procedimiento que nos haya dado resultado la primera vez, con las posibles consecuencias de desgaste que ello conlleva.

¿Cómo cuidar y mantener en buen estado la impresora?

Si bien por lo general la impresora de nuestra casa suele ser utilizada por todos los que vivimos allí, en la mayoría de los casos no se le dan los cuidados necesarios para poder alargar su vida útil y mantenerla en buen estado por más tiempo.

En general, la mayoría de los usuarios de computadoras solemos ser cuidados con nuestros equipo, y lo cierto es que siempre estamos tratando de mantener limpia y en correcto estado la PC y sus periféricos esenciales, tales como el teclado y el mouse, pero en el caso de la impresora las cosas suelen ser diferentes, ya que casi siempre este aparato queda descuidado, y sólo le damos importancia cuando lo vamos a utilizar, y le prestamos atención cuando deja de funcionar.

Cómo cuidar la impresora

Por ello lo mejor que podemos hacer es cuidar nuestra impresora siempre, y de esta forma nos aseguraremos que nos servirá durante muchos años. Aquí te acercamos algunos consejos para ello:

La ubicación de la impresora

Cómo cuidar la impresora

Un punto muy importante en el cuidado de la impresora es el lugar donde vamos a ubicarla, ya que se recomienda que se encuentre cercana a la PC, pero teniendo en cuenta una serie de parámetros fundamentales para su buen uso y funcionamiento.

Lo ideal es colocar la impresora sobre una superficie plana, con un amplio espacio para su correcta ventilación, donde no haya cambios de temperatura y humedad. Deben evitarse los espacios donde hay mucho polvo, ya que afecta el funcionamiento de los cabezales y los rodillos.

La limpieza de la impresora

Cómo cuidar la impresora

Es sumamente importante que mantengamos nuestra impresora limpia, libre de suciedad y polvo, por lo que es recomendable limpiarla periódicamente, para lo cual podemos utilizar un paño humedecido ligeramente con agua o solución de limpieza.

La limpieza de la impresora debe realizarse tanto en su exterior como en su interior, y para esta zona se recomienda utilizar un paño seco que no desprenda pelusa.

El uso de la impresora

Cómo cuidar la impresora

Al utilizar nuestra impresora también debemos ser cuidadosos, por lo que básicamente se recomienda utilizar papel de calidad y cartuchos originales, o de lo contrario cartuchos de tinta genéricos pero de buena calidad.

Un punto a tener en cuenta, y que suele ser un error que comete mucha gente, es abanicar el papel antes de colocarlo en la impresora. Esto no es recomendable hacerlo, ya que en realidad cuando frotamos las hojas de papel unas contra otras, se crea electricidad estática, lo cual puede ser perjudicial para la impresora.

Kit de limpieza y errores mecánicos

Por último, es importante que podamos resolver algunos simples errores mecánicos de la impresora sin dañarla, por ejemplo cuando se produce un atasco de papel. En este punto debemos ser cuidadosos para no dañar los rodillos del equipo.

De todas formas, para evitar atascos de papel, es conveniente no cargar la bandeja con demasiadas hojas a la vez, y por supuesto no utilizar papel que se encuentre roto, manoseado o pegado.

Cómo cuidar la impresora

Una excelente idea para mantener nuestra impresora en perfecto estado es invertir en un kit de mantenimiento, los cuales suelen incluir una variedad de productos incluso para la limpieza de piezas delicadas del equipo, tales como rodillos y cabezales.

Por lo general, las empresas que fabrican impresoras suelen también comercializar kits especialmente diseñados para cada modelo.

¿Cómo quitar un papel atascado en la impresora?

Debido al sistema con el cual funcionan las impresoras, sobre todo las del tipo de chorro a tinta, es inevitable que en más de una ocasión se produzca un atasco de papel al imprimir, y esto ocasione que la misma deje de funcionar.

Por ello, para poder seguir utilizando la impresora será necesario que con nuestras propias manos intentemos retirar todo el papel que se haya atascado en el aparato, y aquí es importante que tengamos en cuenta que jamás debemos retirar una hoja de papel atascado desde la parte trasera del equipo, ya que haremos girar los rodillos en dirección contraria, y por lo tanto podemos causar daños irreparable en la impresora.

Quitar papel de la impresora

Debemos tener siempre presente que el papel debe retirarse de la forma en que la impresora lo expulsa, es decir desde la parte delantera de la bandeja de la impresora, por supuesto con sumo cuidado y tratando de forzar lo menos posible el deslizamiento de los rodillos.

Quitar papel de la impresora

A continuación te contamos cómo poder lograr retirar todo el papel atascado en una impresora:

Paso 1: Lo primero que debemos hacer es localizar el papel y tratar de retirarlo de la bandeja de carga, como así también retirar cualquier pedazo de papel que haya podido quedar en la bandeja de carga del equipo.

Paso 2: Luego de ello debemos pulsar el botón para que reanude la impresión que se interrumpió.

Paso 3: es importante que nos aseguremos que el carro de impresión puede moverse libremente.

Paso 4: Si no es así, lo que debemos hacer es retirar el papel atascado una hoja a la vez, siempre verificando al final que no haya trozos de papel restantes.

Paso 5: Luego de ello reanudamos nuevamente la impresión pendiente y controlamos que el carro de impresión puede moverse libremente.

Paso 6: De lo contrario deberemos buscar la existencia de trozos de papel en la parte posterior de la impresora, es decir en la zona donde se encuentran los cabezales.

Quitar papel de la impresora

Paso 7: Si hallamos papel en dicho lugar, debemos retirarlo con sumo cuidado, utilizando alguna pequeña pinza con la cual podamos acceder a estos pequeños espacios difíciles.

Paso 8: Una vez efectuada dicha limpieza, debemos volver a colocar todo en su lugar, y asegurarnos que el módulo de impresión quede debidamente colocado. Luego de ello reanudamos la impresión y comprobamos que el carro de impresión pueda moverse libremente.

Cabe destacar que en el caso en que dispongamos de una impresora láser, para poder realizar esta limpieza de forma cómoda y eficiente, será conveniente retirar el tóner de tinta previamente.

El problema continúa: Inconvenientes en el hardware

Si luego de realizar los pasos detallados anteriormente, la impresora continúa indicando que existe un papel atascado en su sistema, posiblemente nos encontremos frente a una falla de hardware, como por ejemplo un rodillo en mal estado u otras piezas del mecanismo que no están funcionando correctamente.

Quitar papel de la impresora

En este caso, si la falla se debe a un problema en el hardware, entonces sólo nos restará enviar a reparar la impresora. No obstante, debido a los bajos costos que actualmente poseen las impresoras en el mercado actual, lo más convenientes es adquirir un equipo nuevo, siempre que nos aseguremos que nuestra impresora tiene un inconveniente en el hardware.