¿Qué es Android Pay?




Durante un tiempo, la empresa Google intentó con perseverancia introducir Google Wallet, para insertarse en el mercado de los pagos móviles, pero lo cierto es que Wallet nunca llegó a alcanzar la popularidad que Google intentó que obtuviera.

Sin embargo, la empresa decidió no hacer desaparecer esta plataforma, por lo que hoy Wallet continúa en circulación, siendo un método de envío de pagos similar a PayPal, principalmente para utilizar con amigos y familiares.

En cuanto a lo que respecta al área de pagos móviles que se incluía en Google Wallet, desde 2015 ha sufrido una gran transformación, ya que se ha convertido en lo que hoy conocemos como Android Pay.

Desde su lanzamiento hasta la fecha, Android Pay ha sabido crecer en popularidad, por lo que cada vez son más las instituciones bancarias de todo el mundo que se suman a esta plataforma.

No obstante, Android Pay continúa generando muchos interrogantes entre los usuarios y los potenciales usuarios, por lo que aquí te contamos qué es Android Pay, para qué sirve y cómo utilizarlo.

¿Para qué sirve Android Pay?

Muchos se pregunta qué es y para qué sirve Android Pay, y lo cierto es que existe una gran confusión al respecto, por lo que lo primero que vamos a aclarar aquí es que Android Pay es básicamente una cartera móvil, que nos permite disponer de dinero de nuestras cuentas bancarias, a través de nuestras tarjetas de crédito, tarjetas de débito, tarjetas de fidelización y demás.

En teoría, deberíamos poder abonar cualquier artículo o servicio utilizando Android Pay con nuestro teléfono celular Android, pero lo cierto es que aún la mayoría de los comercios no aceptan pagos móviles, aunque esto se está haciendo cada vez más extensivo en todo el mundo, y seguramente llegará un momento en el cual ya no utilizaremos billetes.

Cuando realmente todos los comercios dispongan de un dispositivo que permita los pagos móviles, sólo nos bastará con acercar nuestro teléfono al dispositivo del comercio para poder abonar lo que hayamos comprado, y para ello simplemente nuestro smartphone debe estar desbloqueado, es decir que ni siquiera necesitamos abrir una aplicación para procesar el pago.

Una de las grandes ventajas de Android Pay no sólo guarda relación con la facilidad que presenta para pagar productos y servicios, sin necesidad de utilizar tarjetas y mucho menos dinero en efectivo, sino que además podemos recibir ofertas y descuentos especiales directamente en nuestro teléfono móvil.

Para citar un ejemplo, una de las cosas que podemos comprar utilizando Android Pay son aplicaciones en el Play Store de Google, con sólo pulsar el botón “Comprar con Android Pay”, lo cual sin dudas agiliza enormemente la transacción de dinero para poder adquirir una aplicación del sitio oficial de Google.

Lamentablemente, por el momento son escasos los lugares y las tiendas online en las cuales podemos utilizar Android Pay, pero podemos consultar la lista de tiendas adheridas en la página web oficial de Android Pay, en este enlace. De todas formas, podemos destacar que entre algunas de las empresas más conocidas, es posible usar Android Pay en Donkin Donuts, Groupon, Ticketmaster, Uber, Best Buy y Disney Store, entre otros.

En lo que respecta a los bancos que hasta el momento se han adherido al servicio de Android Pay, entre las empresas de tarjetas más conocidas encontramos a American Express, Discover, MasterCard y Visa, con las cuales podemos utilizar Android Pay con nuestras tarjetas de crédito y débito, siempre dependiendo de la institución bancaria, por lo que deberíamos averiguar en nuestro banco si es posible usa este servicio de Google.

También tenemos que tener en cuenta que no todos los dispositivos Android son compatibles con Android Pay, ya que no todos disponen de soporte para esta plataforma. En este sentido, debemos aclarar que Android Pay funciona con todos los dispositivos Android habilitados para NFC, que posean la versión KitKat 4.4 o superiores del sistema operativo, y puede ser usado en smarthwatch Android Wear con un chip NFC. Del otro lado del mostrador, sólo es necesario que el comercio disponga de una terminal de pago.

En este punto es importante destacar también que para usar Android Pay no es necesario contar con un lector de huellas dactilares, ya que todos los dispositivos Android disponen de un escáner de huellas dactilares. Además, Android Pay también acepta un código PIN, una contraseña o un patrón para autenticar las transacciones que se lleven a cabo.

¿Cómo funciona Android Pay?

Aunque nos pueda resultar complicado, lo cierto es que utilizar Android Pay es muy sencillo, y para ello debemos llevar a cabo los pasos que se detallan a continuación.

Paso 1

Lo primero que debemos hacer es buscar en nuestro teléfono móvil la aplicación, ya que en muchos dispositivos Android Pay viene instalada por defecto de fábrica. Si no encontramos la aplicación, entonces debemos proceder a descargarla e instalarla desde el Play Store de Google. La podemos encontrar de forma gratuita en este enlace. Cabe destacar que la aplicación sólo estará disponibles en aquellos países en los que se admite el sistema de Android Pay.

Paso 2

Una vez que hayamos instalado Android Pay en nuestro dispositivo, lo siguiente será ejecutar la aplicación y comenzar a completar los datos que nos solicita, entre los cuales deberemos añadir una tarjeta de crédito o débito de nuestra propiedad. Es importante tener en cuenta que si ya hemos utilizado alguna de nuestras tarjetas con nuestra cuenta de Google, por ejemplo para comprar una aplicación, podemos agregar esa misma tarjeta a Android Pay con sólo confirmar algunos datos.

Para añadir una tarjeta nueva, debemos pulsar en el icono “+” y luego completar los datos de nuestra tarjeta de crédito o débito. Cabe destacar que también podemos añadir tarjetas de regalo o información sobre programas de fidelización.

Con estos dos simples pasos ya podemos comenzar a utilizar Android Pay para pagar productos y servicios. Lo único que restará será que en el momento de pagar debemos desbloquear nuestro teléfono y pulsar sobre el icono de la aplicación Android Pay cuando nuestro smartphone esté cercano a cualquier terminal de pago.

Si disponemos de un smartwatch, también podemos utilizar este reloj inteligente para realizar un pago, siempre y cuando el dispositivo tenga un chip NFC y Android Wear 2.0. Por ejemplo, el LG Watch Sport es uno de los relojes inteligentes que puede utilizarse por defecto Android Pay, y sólo basta presionar un botón para poder acceder instantáneamente a la función de pagar a través de esta plataforma.

Ahora bien, una de las grandes inquietudes de los usuarios al comenzar a utilizar Android Pay, como siempre sucede al iniciarse en el mundo del pago electrónico, es si realmente existe un resguardo de nuestra información, es decir qué tipo de seguridad nos ofrece la plataforma.

Pues bien, si analizamos los detalles de cómo funciona Android Pay, nos daremos cuenta que por un lado es más fácil que utilizar una tarjeta tradicional, y al mismo tiempo es mucho más seguro, ya que básicamente Android Pay utiliza el sistema NFC para efectuar pagos a través de nuestro teléfono móvil, y funciona con fichas, es decir que la única información que se intercambia durante la transacción es un número de 16 dígitos que es generado al azar.

Por tal motivo, podemos estar seguros que toda nuestra información personal y los datos de nuestras tarjetas están a resguardo.

Asimismo, es importante destacar que los pagos sólo se efectúan si nuestro teléfono celular se encuentra desbloqueado, es decir que podemos estar seguros que mientras el dispositivo se encuentre protegido por la pantalla de bloqueo, no se realizará ninguna transacción.

Además de todo lo referente a la seguridad con la que opera el sistema de pago de Android Pay, es importante tener en cuenta también que en muchos países en los cuales funciona podemos a través de esta plataforma acceder a una gran cantidad de recompensas, programas de regalos, descuentos, beneficios y promociones especiales para usuarios de Android Pay.

Por ejemplo, en Estados Unidos, cada vez que compramos una Coca-Cola en una máquina expendedora y utilizamos para pagar el sistema de Android Pay se suman puntos en nuestra cuenta y en un determinado momento nos regalan una Coca-Cola gratis.

No obstante, es bastante cierto el hecho de que no podemos ir utilizando Android Pay en todos los comercios que se nos ocurren, por lo cual antes de utilizar Android Pay en tiendas al azar, que puede que no admitan este sistema de pago, es recomendable consultar cuáles son los comercios y empresas adheridas en nuestro país, para lo cual podemos visitar la página de Android Pay en este enlace.

Otra de las inquietudes que surgen entre los usuarios novatos de Android Pay se centra en el costo que posee el sistema, es decir cuánto tendremos que pagar de comisión para poder abonar productos y servicios a través de esta plataforma.

Pues bien, lo cierto es que Android Pay no tiene ningún costo adicional para los usuarios, ya que no cobra comisiones, por lo que en el resumen de nuestra tarjeta sólo veremos que se nos cobrará por el importe de la compra que hemos realizado.

Por último, debemos tener en cuenta que Android Pay aún no se ha extendido por todo el mundo, aunque Google asegura que está trabajando permanentemente para añadir mayor cantidad de bancos adheridos y están intentando llegar a cada rincón del planeta.

Por el momento, los países en los que está disponible Android Pay son Australia, Bélgica, Brasil, Canadá, España, Estados Unidos, Japón, Hong Kong, Irlanda, Nueva Zelanda, Polonia, Reino Unido, Singapur y Taiwán.